El Vino hace Bien! :)

foto-01-1024x766Ana María Nieto es docente y artesana. Sus principales intereses son escuchar música -desde clásica hasta heavy metal -, leer, escribir y cocinar. Pero también disfruta de las actividades culturales que ofrece la Ciudad de Mendoza como cine, teatro y gastronomía.

Hoy, Ana María es parte de nuestra sección Experiencia Sommelier por incursionar en la cosmética gourmet y en la vinoterapia. Fue su abuela quien la inició en el arte de hacer jabón artesanal de oliva con una receta ancestral. Con esa base entró en el mundo de la cosmética orgánica artesanal investigando productos naturales beneficiosos para la piel. Respecto a la vinoterapia, cuenta que “es muy aprovechada en Europa y Estados Unidos; y siendo Mendoza la Capital Internacional del Vino, aproveché para incorporarla de manera inmediata en nuestra Ciudad”.

Los principales productos que ofrece la artesana son perfumes, cremas y jabones compuestos con ingredientes naturales de primera calidad: flores, hierbas, especias y aceites nobles. Los procedimientos que utiliza para la producción son completamente manuales, sin aditivos químicos que puedan dejar residuos en la piel o en la tierra, con propiedades exfoliantes, emolientes, antioxidantes, hidratantes y reafirmantes.

En una de sus líneas cosméticas ofrece cremas y jabones de Malbec y champán: Frutillas y champán, Latidos de Malbec y Latidos de Cabernet. Todos sus productos tienen fragancias exclusivas y se inspiran en la cata de vinos mendocinos, Latidos de Malbec, por ejemplo. Dice que “algunas de las esencias las consigue y que otras las prepara con técnicas para extraer las propiedades y aromas de flores, frutas y especias”.

Ana utiliza el extracto de vino para las cremas, por sus propiedades antioxidantes y circulatorias. “Aprovecho la borra de vino para los jabones, que gentilmente me proveen productos artesanales de vino”, dice.

Las esencias son para ambos sexos: Latidos de Malbec posee aromas masculinos y Frutillas y champán, femeninos. Los principales varietales que utiliza son Malbec, Chardonay, Cabernet Sauvignon, Pinot Noir y Sangiovese. Según la cepa utilizada, el producto despedirá exquisitos olores a frutas, especias, flores, pasas de uva, nuez, entre otros.

“Turistas y mendocinos se sorprenden cuando consultan mis artesanías. Les llama mucho la atención, ya que la mayoría no sabe de la utilidad del vino en cosmética. Suelo decirles que el vino hace muy bien, por dentro y por fuera”, expresa Nieto.

“Arte y alma, cosmética gourmet”, forma parte de la Estación Cultural Ciudad, ubicada en calle Villalonga de nuestra Ciudad. Recordamos que este paseo nuclea a artesanos de primer nivel y de variados rubros: cuero, cartapesta, asta, pintura al oleo, mates, vino, cerveza artesanal, chocolate, metal esmaltado, textil, tejidos, vitraux, monedas caladas, títeres, fotografía de autor.

Esta ferviente entusiasta del mundo del vino, autodidacta y orgullosa de sus raíces mendocinas, se inspira permanentemente en todo lo natural y particularmente en el vino mendocino, fuente inagotable de creaciones. Sus productos han sido expuestos en dos ediciones de la Peatonal del Vino, de la que recuerda “la excelente organización, el buen gusto y la alta calidad de la propuesta”.

Ana María aprovechó la entrevista para felicitar a la Ciudad de Mendoza por darles voz a los artesanos de Mendoza. Respecto a esto dice: “El artesano mantiene tradiciones que la industrialización tiende a hacer desaparecer, desde el tranzado en tiento de los puesteros hasta la realización de alguna vieja receta traída de la mano de inmigrantes. El artesano es aquel que trabaja con sus manos, su mente y su corazón; ponemos arte y alma en todas nuestras creaciones”.

El Vino hace Bien! 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *